sábado, 8 de abril de 2017

RESCATAR: LA DIVINA MISIÓN DE QUIEN ARRIESGA POR CONVICCIÓN

Toda tarea de rescate implica riesgos, algunos mayores que otros. Porque las más de las veces hay que acercarse al peligro para poder auxiliar a alguien que está siendo consumido por este. Y entonces ¿por qué hacer esto? Si después de todo lo mas fácil es culpar al destino por la desdicha de otros ó sentir alivio porque no nos tocó a nosotros. Hay que considerar que intervenir esa realidad puede terminar afectándonos: capaz por ello ante tantas situaciones de riesgo se oyen mil voces y comentarios variopintos y las más de las veces, el "ruido" supera en mucho a los actos concretos de servicio. Sin embargo, en las ultimas semanas hemos sido testigos de innumerables instancias de peligro ante los inclementes desastres naturales que azotaron nuestro país y si bien se produjeron muy lamentables pérdidas, también es cierto que pudimos apreciar escenas auténticamente heróicas, algunas muy conmovedoras, en las cuales fuimos testigos de rescates de personas y animalitos que estuvieron a punto de perecer pero que gracias a la oportuna intervención de otros lograron salvarse. Es de resaltar que ante tal magnitud de incidentes, correr y salvarnos a nosotros mismos es plenamente entendible, sin embargo la necesidad de los otros es una realidad que latiga nuestros sentidos y nos insta a esta santa acción de rescate. Qué decir de este acto: es un poco una locura, un decidir por lo menos seguro para nosotros, un enfocarse en el otro, un salir de uno mismo, un compartir, un violentar la propia naturaleza para tomar la mano de otro y audazmente actuar en procura de una salvación conjunta.       

Las situaciones extremas nos ponen a prueba y permiten que nos demos realmente cuenta de qué estamos hechos. Una fotografía en Facebook difundida el lunes 27 de Marzo pasado, por el usuario Oscar Ben-Ari Tuesta García,  da cuenta de la labor de rescate que implementó un joven por él desconocido a quien se le denominó: "el del unicornio inflable", quien de esta forma trasladó precisamente a la hermana y mascota del primero. Comentó Tuesta que la labor del joven había durado horas junto a otras personas. Roberto Guzmán Amaya es el nombre del joven empresario piurano que no dudó tras la inundación, de ir en pos de personas damnificadas ayudando a los residentes en la Quinta Ana María, ubicada en la ribera del río Piura. En los peores momentos, a veces aparecen las mejores personas. No tengo palabras para terminar de agradecerles.#ResistePiura”, escribió Ben-Ari Tuesta. Este concepto al que hago referencia es verdaderamente fuerte: implica ocuparse de liberar a otro. Ante las desgracias mas devastadoras una de las cosas que el ser humano pierde es la libertad, esa que nos permite obrar de acuerdo a nuestro criterio. Y entonces ¿cómo liberar a otros...??? si la situación de riesgo nos supera, si aun nuestro arrojo se debilita, si la desesperación se apodera de nuestro modo de reaccionar y nos envuelve en una nube de mayor incertidumbre e inseguridad.    

Meses atrás especté el film “Hacksaw Ridge”  (Hasta el último hombre), en el cual un soldado va a la guerra sin la intención de cobrar víctimas entre sus enemigos, entendiendo que la misión de su vida es rescatar a todos los que pudiese. Una historia real, basada en la vida del sargento del Ejército de los EE. UU. Desmond Doss, un Cristiano Adventista fiel a sus convicciones que se negó a portar armas en el frente y que fue en principio muy combatido por sus propios compañeros pero que terminó condecorado por el presidente Harry S. Truman con la Medalla de Honor, por haber salvado la vida a más de 75 hombres bajo el constante fuego enemigo durante la brutal batalla de Okinawa, en la Segunda Guerra Mundial. 


De él en principio se rieron, después lo rechazaron por salirse del molde de lo que se esperaba del prototipo de un guerrero y tuvo que pasar mucho para que pudiese ser autorizado para ir al campo de batalla sin armamento, como socorrista. Y a esta misión se consagró: desafió las balas enemigas para, uno a uno, rescatar a cada caído en combate. El asombro y el agradecimiento de sus pares era inusitado. ¿Y no experimentaba temor Doss? Claro que si, su rostro lo expresaba con claridad, y con temores y dudas hizo lo que había decidido hacer. Enfocado en su misión, consagrado a su tarea, atento a cada víctima, consciente de sus limitaciones pero fortalecido por su fe y convencido de que sí podría lograrlo.

El acto de amor mas extremo de todos, es alcanzar el rescate de otros a costa del sacrificio de la propia vida y es aquí donde me detengo y hago una pausa en memoria a tanta gente con un corazón de tan enorme tamaño. De seguro no hay pocos sino muchos ejemplos de personas así, ilustres desconocidos que se santifican en vida al ofrendarse por salvar a otros. Esos auténticos héroes no está visibles sólo en la pantalla grande, el aquí y el ahora nos permite virar nuestra atención hacia ellos. ¿Por que lo hacen? pregunté lineas arriba: por amor, por convicción, por solidaridad, por humanidad. Tendemos naturalmente a la vida y ante un grito de auxilio nuestros brazos se extienden antes de que podamos siquiera pensarlo. 

En vísperas de la semana santa esta reflexión me acompañó y me instó a creer en la gente mas allá de ese veneno de desconfianza que nos acecha tanto; cuando somos auxiliados por quién menos lo esperamos, experimentamos un renacer y cual arco iris después de la tormenta, resurgimos, volvemos a creer, a sonreir con esperanza y a recobrar el vigor para ir en pos de alguien mas a quien rescatar. Porque esto es una cadena en donde de seguro contamos con mayor poder para rescatar a otros en tanto y en cuanto nos sabemos rescatados. Hoy de cara frente al crucifijo de Cristo veo al mayor rescatador de todos, aquel que decidió ofrendar su vida por su pueblo, por cada creyente y no creyente, por la humanidad toda, porque asumió una misión redentora magnánima. "No hay amor más grande que dar la vida por los amigos" (Juan 15:13), un párrafo bíblico de esos que realmente nos pueden hacen estremecer. El mas grande de todos los amores no tiene límites temporales, no se amilana, no se ensimisma, se la juega por los otros. Como lo hizo Desmond Doss, como lo hizo Roberto Guzmán Amaya, como lo hacen y siguen haciendo tantas otras personas (desde bomberos, policía, militares, cruz roja e instituciones hasta voluntarios y el ciudadano de a pie) que asumen esta realmente divina misión de rescatar a riesgo de su propia vida. Que en algún instante de esta Semana Santa podamos tomarnos un minuto para contemplar a ese Dios en acción de rescate encarnado en Jesucristo, un Dios actuante, presente, dispuesto a ofrendarse por salvar a otros. Y que su ejemplo nos inspire y movilice. Es tiempo de rescate. Ya nos toca.            

FUENTE NOTICIOSA: 
http://peru21.pe/actualidad/desborde-piura-este-joven-y-su-unicornio-ayudan-rescatar-personas-inundacion-ciudad-2275571

http://diariocorreo.pe/ciudad/facebook-joven-junto-a-su-unicornio-rescata-a-nina-y-su-mascota-tras-desborde-en-piura-video-739744/

viernes, 31 de marzo de 2017

LA SATISFACCION PERFECTA: EL DESARROLLO DE TUS ALUMNOS

No me cabe duda que unas de las mayores satisfacciones que tenemos quienes ejercemos la docencia es experimentar profundo beneplácito cuando finaliza un proceso formativo y somos testigos de la gran evolución que testimonian cada uno de nuestros alumnos. Recientemente en el centro de Capacitación de la Cámara de Comercio de Lima, cerramos dos ciclos paralelos del Diplomado de Marketing Digital Estratégico: uno sabatino (Grupo 2) y otro de frecuencia de dos veces por semanas (Grupo 3). Para concluir dichos diplomados, nuestros alumnos constituyen grupos de trabajo a fin de diseñar y presentar una campaña de Marketing Digital enfocados en un cliente real para quien se desarrolla el proyecto. La sustentación de dicha campaña se hace ante una mesa de cuatro jurados, docentes del programa y eventualmente algún experto invitado que nos puede acompañar.

Se viven momentos de tensión en este tipo de circunstancias dado que no sólo es demostrar conocimientos y pericia en el planteo de la campaña sino además comunicarlo de la mejor forma posible. Se califica el desempeño grupal e individual, siendo este acontecimiento para cada alumno, una excelente ocasión para conocerse, ponerse a prueba, desafiarse y evaluar el propio nivel de comunicación asi como la dinámica de trabajo de equipo implementada, factor complejo dado que implica un modus operandu para el que no todos estamos preparados.  Una vez mas constato que este Diplomado-Experiencia permite alcanzar uno de los objetivos formativos para los que fue así diseñado: que sus estudiantes se conozcan más y mejor a sí mismos, lo que de seguro les permitirá re-aprender algunas formas de hacer las cosas; es clave sobre todo para el trabajo en equipo aprender a mirar al resto de compañeros con otros ojos, entendiendo que articular como un cuerpo es todo un enorme aprendizaje, en donde mucho de lo que hacemos depende de cuánto realmente entendemos los principios del trabajo colaborativo, ejes del emprendimiento digital. Es por ello una gran experiencia este formato de Diplomado concebido para el Centro de Capacitación de la CCL; si bien el énfasis del programa esta en el desarrollo de pensamiento estratégico para los desarrollos de campañas digitales, hay factores como la interacción en equipo, la capacidad de investigación y análisis, el manejo de herramientas, el desarrollo creativo y abstractivo así como el desarrollo pleno de las habilidades de comunicación de quienes lo cursan, que terminan de modo global configurando el perfil del profesional que se necesita para asumir desarrollos ambiciosos en el espectro de las comunicaciones de cara no solo al presente sino al futuro próximo.            

Esta publicación esta dedicada a ellos, a mis alumnos, a todos y cada uno con nombre propio, todos son valiosísimos, cuentan con mucho talento y múltiples competencias que me indican que darán que hablar en el futuro. Que mayor satisfacción puede haber para quienes tenemos pasión por la formación que vivir estas experiencias. Comparto este beneplácito con mis colegas de equipo, altos profesionales y grandes amigosJorge Marcos Martínez Campoblanco, Renzo Silva Miranda y Rafael Martínez Campoblanco, profesores titulares de este Diplomado; son parte de todo esto también nuestros colegas: Victor Saavedra, Gian Carlo Diaz Prado (policía chévere), Olintho Vera, Gonzalo Junco y Franz Flores Torres, quienes son parte del gran equipo de consultores asociados a Global Bureau Consulting, todos emprendedores digitales, gestores de sus propias marcas, a ellos tambien nuestro reconocimiento. Y un gracias final a la institución, Cámara de Comercio de Lima Sede Jesús María, por confiar una vez mas en nosotros y velar por cada detalle concerniente a la logística e implementaciones necesarias para que este diplomado una vez mas haya culminado exitosamente un par de ciclos mas. Dejo al pie de esta publicación algunas imágenes como para recordar siempre a estas dos excelente promociones: pasajes de su exposición final y algunos fragmentos de clases. Y aquí también el listado de cada Promoción. Esta vitrina es para ellos, conózcalos:  



GRUPO 2 (Segunda Promoción del Diplomado de Marketing Digital Estratégico de la CCL)

Grupo: ABC MARKETING CONSULTORES
Campaña: Hans Gross: expertos en Criminalística Cibernética
Integrantes:
Giovanni Torres
Claudia Torero
Paula Huamán
Carlos Cuti
Jaime Chuquiruna

Grupo CANICHE
Campañas paralelas: “Cambia una vida. Adopta” y “Yo. Voluntario.”
Integrantes:
Carmen Rosa Amau Quispe
Carlos Acuña Flores
Emma Doralid Alcalá Pujais
Gianina Roxana Aramburu Lastarria
Shirley Rojas Falcón
María Alicia Zegarra Santiago
Diego Figueroa Sevillano

Grupo: QEOPS CONSULTING
Campaña: “El Super Tequeño llegó para quedarse"
Integrantes:
Maggi Arcia-Sturt
María Alejandra Ángeles
Mónica Ponce de León

Grupo: VIAJEROS
Campaña: “AS Travel, viajes altamente productivos”
Integrantes:
Fátima Sarmiento.
Diana Yong
Christian Palacios


GRUPO 3 (Tercera Promoción del Diplomado de Marketing Digital Estratégico de la CCL)

Grupo: CREATIVOS DIGITALES
Campaña: “Vida Sana con Dog chow”
Integrantes:
Roxana Moreano
Danibeth Huaman
Giulio Mercado
Isis Vallejos
Julio Pardo

Grupo: REVOLUCION DIGITAL
Campaña: “Creamos tus momentos especiales Rosatel”
Integrantes:
Melissa Zavaleta Cárdenas
Ariadna Yupanqui La Torre
Will Fremy Campos Aguilera
Samuel Peres Hasembank

Grupo: FOLLOW THE WHITE RABBIT
Campaña: Net Travel: “Disfruta siempre”
Integrantes:
Joselyn Atapoma Huaracha
Ana Julissa Diez Torres
Delia del Carmen Choquehuanca
Elisa Ortiz Monteza
Ronaldo Luyo
Mauricio Triveño

Grupo: PLATAFORMA DIGITAL
Campaña: “Sabor de ORO”
Integrantes:
Nadia Noa
Brenda Lamas
Andrea Farfán
Carlos Barraza
Camilia Bretton
Wiliam Cienfuegos 

sábado, 11 de febrero de 2017

TODO TIEMPO PASADO ¿FUE MEJOR?

Suele suceder con frecuencia que ante circunstancias de nuestro hoy que nos desilusionan y perturban, citamos aquel tan viejo como conocido dicho popular: “porque todo tiempo pasado fue mejor”. Las noticias amargas, los desencantos, las promesas incumplidas, los negocios que no cerraron, los hábitos de conducta de las nuevas generaciones, la gran diferencia entre la forma de vida actual y la que nos tocó experimentar años atrás y un largo etcétera, forman parte de ese cúmulo de razones que le dan sustento a este enfoque, entendiendo que lo mejor de la vida ya pasó. 

Es probable que no creamos al 100% en esta máxima por más veces que la repitamos. Sin embargo es entendible que todos abriguemos entre nuestro recuerdos, hermosos momentos vividos al lado de personas a las que amamos ó etapas de nuestra vida en la que nos tocó gozar experiencias placenteras en un trabajo, un viaje, un proceso formativo u otras situaciones que marcaron favorablemente nuestras vidas. Los buenos momentos nos arrancan una sonrisa con su sola evocación y en ocasiones, en un abrir y cerrar de ojos, nos transportan a circunstancias de un pasado que ya no existe. Recordar no es negativo. Diría que lo inconveniente es quedarnos en el pasado y sacarle el protagonismo al presente. Nuestro pasado es nada menos que nuestra propia historia. Nuestra identidad se ha ido construyendo sobre esa base, cómo no considerar su importancia. Sin embargo, pese a ello, nuestro pasado no alcanza para definir quienes somos hoy y quienes seremos mañana. Día a día y con cada paso que damos, afirmamos nuestra personalidad, nuestro estilo, nuestra visión. Es decir, nos seguimos “haciendo” al caminar, no somos una obra concluida. Todos los días tenemos la oportunidad de ser mejores personas o no. La sola evocación del pasado no construye “per se” un futuro.  

Los seres humanos pasamos de la alegría al llanto como pasamos de la prosperidad a la necesidad o de la incertidumbre a la certeza. Vivimos inmersos en un mar en donde podemos encontrar de todo y no debe extrañarnos que estas variables sean parte de esa decoración marina subacuática. Experimentamos sentimientos de preocupación y sufrimiento mientras que paralelamente podemos estar pasando por un muy buen momento económico y ello generarnos satisfacción y deleite. Ambos estados extremos pueden coexistir en nosotros, una cosa no merma la otra.  La dinámica de una vida implica estos estadios. Asirnos más fuertemente a lo negativo es muchas veces consecuencia del impacto que estos sucesos han tenido en nosotros. Todo tiempo pasado tan igual como el hoy,  cuenta con altos y plenos momentos como con dolorosos y terribles momentos, algunos más trascendentes para unos que para otros. 

“La frase 'todo tiempo pasado fue mejor' no indica que antes sucedieran
menos cosas malas, sino que -felizmente- la gente las echa en el olvido. ”
Ernesto Sábato, (“El túnel”)

La tentación de la melancolía escondida detrás de la referida frase, nos permite avizorar en nosotros y en nuestro presente carencias: ausencia de afecto, de amistad, de contención, de éxito, de proyecto de vida, de sentido, y estas carencias influyen en nuestro carácter y en nuestro modo de responder ante la realidad. Ese pasado quizás añorado fue aprendizaje y crecimiento y si la nostalgia nos invade al evocarlo es probablemente porque algo de eso está faltándole a nuestro presente. 

¿Y el mañana qué? ¿Es que soñar es una etapa concluida propia de mi niñez o mi juventud? Mi mañana necesita de un hoy esperanzador, optimista, maduro, consiente de mí mismo y por sobre todo soñador. Los errores de ayer, los tropiezos, lo bueno y lo malo, todo, nos dota de sabiduría práctica, esa que no se aprende en aulas ni por emulación sino en la escuela de la vida. ¿Podemos entonces esperar un mañana mejor o no?  Yo creo que sí. Nuestro hoy es nuestro mejor momento si tomamos la decisión de vivir cada día con renovado entusiasmo (Carpe diem, vive el día como si fuera el último) y enfocados en proyectos que doten de sentido trascendente a nuestra existencia. Si nuestro pasado nos lega bellos recuerdos, es para que nunca le perdamos la fe a la vida, esa larga carretera que recorremos incansablemente y que en el momento menos pensado nos puede sorprender con vivencias inimaginables.

Finalizo con esta frase emblemática del inmortal Luis Alberto Spinetta, (músico y cantautor argentino),  incluída en el libro “Antología del Rock Argentino: la historia detrás de cada canción”, de Maitena Aboitiz (Ediciones B): “Mañana es mejor”.


sábado, 28 de enero de 2017

BELLEZA INESPERADA: CUANDO LA MUERTE, EL TIEMPO Y EL AMOR HABLAN AL CORAZÓN

No comas ansias, reza un viejo dicho. Así me encontraba yo en el compás de espera de este film que a través de sus trailers generó muchísima expectativa. Debo confesar que los primeros 20 minutos del film me mostraron un itinerario muy distinto a lo que me esperaba encontrar. Sin embargo soy afecto a seguir desenrendando el ovillo de lana y ver a donde me conduce. Creo que una buena película depende tanto de ese a donde vamos como del mientras tanto, o sea la narrativa del director y su uso de recursos para que el transito de la historia nos enganche.

Argumento: La película gira entorno a Howard (Will Smith), un publicista que cae en depresión tras la muerte de su hija de seis años. Este personaje se nos presenta al inicio como el de un líder entusiasta y motivado— tiene su propia agencia de publicidad junto a su mejor amigo, interpretado por Edward Norton— pero esas características desaparecen con el deceso de la menor. Nos encontramos entonces con lo que queda de él: un tipo triste y silencioso, que se pasa horas armando torres con piezas de dominó (lo que sirve como una metáfora dentro del relato), y que escribe sentidas cartas dirigidas al amor, a la muerte y al tiempo. La depresión de Howard termina causando consecuencias funestas en su trabajo. La falta de interacción con su cliente más importante le juega en contra, y por ello su socio, Whit (Edward Norton), junto a otros dos amigos con alto rango en la empresa (Kate Winslet y Michael Peña), deciden poner en marcha un plan que les permita dejar en evidencia la crisis que está atravesando su otrora líder, para poder demostrar su incapacidad y vender la agencia a otra empresa para salvarla del desastre finaciero. Por ello contratan a tres actores para que se hagan pasar por los destinatarios de las cartas de Howard y se contacten personalmente con él. Las reconocidas actrices británicas Keira Knightley ("Orgullo y prejuicio") y Hellen Mirren ("La Reina") interpretan al Amor y la Muerte, mientras que el estadounidense Jacob Latimore asume el rol del Tiempo.



Paralelamente a esto, Howard asiste a reuniones de grupo de autoayuda para personas que viven duelos como el suyo dejándose ver lo negado que está a reconocer y aceptar su situación. El relato nos presenta una situación personal en extremo dolorosa y en contrapartida el accionar de sus tres amigos y colegas de trabajo que agotando las instancias del diálogo y la comprensión, buscan demostrar la incapacidad real de gestión del protagonista, para evitar que la empresa termine peor de lo que está. Primer cuestionamiento: aprobar o no ese accionar de sus “amigos”. Desconcierta que lo quieran ayudar y por otra parte conspiren secretamente contra él, sin embargo, ¿qué otra alternativa les queda? Compleja situación. Cada amigo se ocupa de elaborar con cada actor el discurso con el cual se aproximarán a nuestro personaje central. Se produce entonces una narrativa en paralelo de sub-tramas que nos dejan ver el perfil de cada uno de estos tres amigos quienes terminan interactuando de modo profundo y personal con la muerte, el amor y el tiempo, los tres actores (llamémoslos así) que tendrán mucho que decir y hacer en las vidas de todos.

Mi segundo cuestionamiento era, que rayos van a hacer en la mente de este personaje estos 3 actores que por mas bien intencionados que fueran, no tienen competencias para asumir un rol tan delicado en la vida del protagonista. Poco a poco uno va percibiendo que estos 3 actores son cosa seria: aparecen de la nada, se introducen en vidas, cuestionan e impactan tanto al protagonista como sus amigos y por si fuera poco instan a cada uno al cambio. La historia se va entonces redimensionando a medida que se va decantando que no solo Howard necesita ayuda; hay delicados procesos de vida en cada uno de sus amigos que precisan acciones de cambio y sólo cuando esto se produce el panorama empieza a aclararse para todos.

Tiempo, Amor y Muerte
Cada amigo tiene un mensaje clave que recibir y animarse a implementar en su vida. No será entonces casual que el Tiempo le hable al oído a aquella mujer que sufre al luchar contra el reloj biológico porque tal vez ya no pueda concebir un hijo, o que la Muerte inste a a otro de ellos a enfrentar la dificultad de comunicar a los suyos la realidad de padecer una enfermedad terminal, o que el Amor busque solucionar la mala relación afectiva de un padre con su hija animándolo a que la busque y recomponga esa relación. Nuestro protagonista interactuará con estos tres ángeles (así los percibo): el de la muerte, el tiempo y el amor, y no sólo escuchará su mensaje sino que les expresara desde muy adentro todo lo que siente. La liberación solo empieza cuando empezamos a dejar a salir las fieras, es un principio, necesario y sanador. Vaciarnos, ayuda a poder re-empezar el camino. Howard se quiebra al poder lentamente reconocer y aceptar el doloroso suceso vivido: 3 años pasaron, con una vida a medias, apagada, sin sentido y sin embargo, poco a poco va apareciendo nuevamente una luz. 

Recuperarse y volver a vivir es el gran mensaje del film. Necesitamos de los otros, la fe de quienes amamos nos sostiene. Esa fe nos lleva a contemplar esa belleza inesperada que experimenta aquel que puede salir del abismo del abatimiento. Esa fe son hechos, decisiones, es volver a mirar el horizonte entendiendo que sí podemos seguir adelante. No se puede volver al pasado, es sano renunciar a esa intención. Pero si se puede construir un futuro sobre la base de nuestro hoy.       

He visto sobre este film todo tipo de críticas en la red. Yo salí del Cine muy satisfecho al haber espectado una producción en la que se abordaron problemas humanos de los que más pueden afectar nuestra vida emocional: la pérdida de un hijo, la frustración de malas relaciones familiares que no alcanzamos a recomponer,  el vacío afectivo que lleva a un hombre a buscar migajas de amor en relaciones pasajeras, el miedo al final y por ende el guardarse realidades por no saber cómo abordarlas, la ruptura de una relación de pareja por la muerte de la hija de ambos, el temor al reloj biológico, en fin. Creo que fue muy ambicioso entrar a este mundo emocional y generar un relato inspirador. Además del comentado guión, debo destacar la partitura del film, los simbolismos que este usa y la capacidad actoral de su elenco que permiten que espectar BELLEZA INESPERADA sea motivo de reflexión y compartir y ello para mi es sólo propio de películas que tienen algo valioso que decir.      

NOTA: Hay un factor sorpresa que no he comentado y que se produce en la fase final de desenlace del film. Lo dejo ahí. Veanla, si produce el intercambio y la reflexión, creo que su misión está cumplida.


 LA EXPERIENCIA DE WILL SMITH EN EL FILM.
Recientemente Smith contó en una entrevista televisiva que su papel en BELLEZA INESPERADA es muy personal para él, pues coincidió con el diagnóstico de cáncer terminal de su padre. "Recibí el guión cuando mi padre había sido diagnosticado...estaba haciendo toda una investigación sobre un tipo que enfrenta a la muerte justo cuando a mi papá le quedaban seis semanas...Resultó ser increíble estudiar eso en ese momento. Estudié todo lo que tiene que ver con mi personaje, quien indaga en profundidad en la cristiandad, el judaísmo, el budismo, y todo sobre Dios, para tratar de entender. Durante ese tiempo compartí con mi padre, por eso el personaje y la película son, para mí, profundamente personales", aseguró en el programa de Ellen DeGeneres. 

Fuente: Parte del relato del Argumento y este acápite final sobre Will Simth han sido extraídos de Emol.com : http://www.emol.com/noticias/Espectaculos/2016/12/19/836232/Will-Smith-sigue-explorando-los-dramas-con-Belleza-inesperada.html
  

jueves, 5 de enero de 2017

BALANCE POSITIVO: UN 2016 MUY FORMATIVO

El año que se fué me dejó muchísimas enseñanzas y gratas vivencias, pero sobre todo, fue un año rico en la experiencia de conocer nuevas personas: amigos, alumnos, colegas, proveedores, clientes, en fin, lo percibí como un año muy sociable. Y creo que es bueno ser agradecido con Dios, con la vida y con todas las personas que le fueron abriendo puertas a uno a lo largo del año, las mismas que nos permitieron crecer. Puedo dar fe que las redes sociales, sobre todo LinkedIn, realmente nos permite establecer relaciones de trabajo importantes. La red no suple el lugar de nadie, ojo, no se maneja sola, es un medio al servicio de quienes quieran aprender a aprovecharlo de mas óptima forma. Pero sin duda es un inmejorable puente para conectar con profesionales de alto valor y cerrar contrataciones de servicios. 

El 2016 fue para mí un año de mucho movimiento; este perfil social que señalaba antes, se produjo no por mera coincidencia, fue algo buscado tanto por mí como por miembros de mi equipo consultor. Implico planificar diversas actividades siendo una de las centrales el asistir a diversidad de eventos, a veces como ponente en otras como participante y también en otras con la finalidad de apoyar a mis colegas del equipo. Acrecentar la lista de contactos implicaba hacer un networking efectivo, de eso se trataba. Y ello generó dinámica comercial en un año que no pintaba muy bien de cara al cierre de nuevos negocios. Por ello mi beneplácito al cerrar el 2016 con nuevos proyectos de próxima implementación en este 2017 que ya inició.

Aquí van 5 conceptos, algunos verbos otros sustantivos, palabras que engloban lo bueno que me dejó este 2016:  

§     Viajar es algo que me encanta y viajar por trabajo me agrada de sobremanera. Porque amo lo que hago. Y mi vocación por capacitar me permite conocer no sólo lugares y personas sino además entender su forma de pensar, de actuar, de proyectar, de ejecutar, en fin ese mundo de costumbres, estilos y formas que identifican el perfil de una determinada comunidad. Poder sintonizar con ellos es siempre para mí un objetivo latente. Y este año se dieron varios viajes al interior del país que me permitieron compartir espacios de formación con diversos públicos siempre desde un espectro corporativo.



§     Equipo, palabra clave en la que siempre creí. Fui formado para el trabajo en equipo y se que es un reaseguro para mí: no manejo todas las verdades y eso me produce una enorme paz. Se que mañana siempre podré aprender algo nuevo al rodearme de gente más capaz que yo de la que día a día puedo aprender. Este año me sentí muy hermanado al equipo de profesionales que me acompaña y se que entre todos nos apoyamos mucho y nos abrimos puertas mutuamente, ello me llena el alma. Mi abrazo y afecto a Jorge Marcos Martinez Campoblanco, Rafael Martinez C., Renzo Silva Miranda, Jose Manuel Pires Robalo, Victor Saavedra, Robert Sanchez, David Benavides y al resto de nuevos miembros del equipo que nos honran desde este 2017 con su compromiso y dedicación. Todos aprendemos de todos, nada mas vigorizante.

§     Disertar para personas interesadas en aprender, con esa avidez en los ojos, con ganas de invertir su tiempo y sus expectativas, es algo que me compromete grandemente. Integro un equipo de profesionales con una gran vocación de servicio y ellos como yo le dedicamos mucho tiempo a la investigación, al trabajo colaborativo, a las reuniones de discusión e intercambio de ideas. Y el tema expositivo es algo que disfrutamos. Nunca se termina de aprender y mas en un tiempo como el actual en donde gracias a las nuevas tecnologías podemos acceder al conocimiento con mayor facilidad que antes. Este año me tocó disertar tanto en eventos académicos y empresariales como gubernamentales. Celebro que el conocimiento se ponga de moda, son tiempos de oportunidad para todo aquel que quiera de verdad crecer.


§     Consultoría en temas de gestión empresarial, imagen y comunicaciones y Marketing Digital. Pude atender proyectos de formación de nuevas empresas, estructurar estrategias de negocio, monitorear campañas digitales, gestar cursos a medida para empresas y entrar de lleno en la construcción de contenidos tanto para campañas de comunicación digital empresarial como política. El acompañamiento hecho a nuevas Marcas Personales de Profesionales con quienes participamos de su proceso de estructuración, nos deja enormes satisfacciones y grandes amistades. El Coaching de Marca fue fruto de estos procesos de asesoría y se transformó en un nuevo programa formativo desarrollado por nuestro equipo enfocado en emprendedores y empresarios interesados en optimizar su marca propia.  
       
§     Formar, este es el concepto con el que me siento mas identificado. Disertar en eventos grandes es bueno, pero mucho mejor es tener la oportunidad de llevar adelante procesos formativos de largo aliento, ello nos augura de seguro mejores resultados. Porque la generación de nuevos hábitos de conducta no se aprende en un dia ni en una charla por impactante que esta sea. Se requiere un desarrollo en el tiempo que permita: aclarar ideas, motivar el cambio, descubrir lo necesario de éste, involucrarse con el nuevo conocimiento, entender lo bueno y beneficioso de la implementación de nuevos desarrollos, en síntesis: familiarizarse con la novedad. Esto sucede en los diplomados que llevamos adelante con los miembros de nuestro equipo que por cierto está en crecimiento dado que hemos incorporado a nuevos profesionales en atención a las posibilidades de desarrollo que vislumbramos en este prometedor 2017. 

El Diplomado de Marketing Digital Estratégico que diagramamos y dictamos en el Centro de Capacitación de la Cámara de Comercio de Lima es un gran ejemplo del tipo de proceso de formación al que hago referencia. Cerramos el 2016 con 4 ediciones de este diplomado, 1 concluída y 3 aún en curso. Una grata experiencia de trabajo colaborativo usando medios digitales en donde todos, docentes y alumnos, aportamos de todo.  

Mi balance del año es positivo pese a que no se puede decir que el mismo no tuviera baches e incluso de distinta envergadura; al tratarse de un año electoral era previsible que el 2016 no fuese un año sencillo, de hecho creo que a más de uno le pasó que muchos negocios no cerraran por temas relacionados con estas circunstancias de cambio e inestabilidad contractual. Hubieron puertas que se abrieron, otras que pese a abrirse no generaron mucho y otras que dijeron "mas adelante". Pues bien, de toda experiencia se extrae moralejas. Cada uno puede evaluar desde su propia perspectiva. 

En lo que respecta a mí me reafirmo en lo aprendido hasta aquí y reitero que agradezco a todos quienes me acompañaron de cerca o lejos en todo lo vivido hasta aqui. Palabras mayores para mi esposa, mis padres, mis hermanos, la familia de mi esposa, sobrinos y primos, en fin la famila en general y tantos amigos con palabra de consejo y de aliento que son parte de mi historia. Gracias a todos. Este 2017 sera nuestro. Como decía Gustavo Cerati: "Mañana, es mejor". Seguro que sí.